Noticias destacadas, reseñas y consejos

Test: Lincoln MKC 2019, lujo renovado

Antes de su cambio de generación, Lincoln pone al día a su SUV más accesible, logrando una propuesta muy agresiva de acceso al mundo Premium

Como parte de la completa renovación de la división de lujo de Ford, Lincoln actualiza a su SUV compacta, posicionada como el escalón de entrada a la exclusiva marca americana, justo antes de que llegue la nueva generación.

lincoln_mkc_ext_autologia19

Con apenas 4.5 m de largo, 1.8 m de ancho y una distancia entre ejes de 2.7 metros, la construcción de la renovada SUV se basa sobre la plataforma de la Escape y Focus, que conforme han pasado los años, es una categoría que ha ganado mucha importancia y se ha inundado de propuestas similares.

Tras haber redefinido su nuevo estilo, Lincoln refresca la imagen de la SUV compacta integrando una nueva parrilla al frente que descarta a la anterior que recordaba a la cola de una ballena, en favor de una mucho más parecida a la que monta su hermana mayor, la Navigator.

lincoln_mkc_ext_autologia14

Destacan los trazos en los costados que muestran un músculo inesperado en una SUV de corte lujoso, junto a los rines de aluminio de 20 pulgadas de nuevo diseño, y las salidas de escape dobles en la parte trasera, que pareciera nos advierten sobre lo que tenemos bajo el cofre.

El resto de la carrocería se mantiene casi sin cambios estéticos. La parte trasera continua con la configuración de claveras que ocupan todo el ancho de la camioneta, en posición horizontal, recurso cada vez más aceptado en múltiples modelos de reciente introducción.

lincoln_mkc_int_autologia7

Una vez dentro de la cabina, una atmósfera de lujo es rápidamente percibida por la calidad de los materiales en general, incluso preceptibles por el olfato.

La combinación de los acabados plásticos con maderas y la tonalidad clara de los elementos interiores, resalta el ambiente ostentoso, junto con la tapicería de piel microperforada de los asientos que son realmente cómodos, incluso en la segunda fila.

Solamente la disposición de los controles en el tablero, que incluyen, entre otras funciones el selector de cambios de marcha en forma de botones, muestra el innegable paso del tiempo y presenta algunos plásticos que no parecen a la altura del resto del conjunto.

Aunque el espacio disponible no es abundante, si es suficiente para 2 adultos en la banca posterior y también lo es e ne el maletero, con 713 litros a nuestra disposición, una cifra acorde al segmento, en donde la Envision de Buick cuenta con 740 litros.

lincoln_mkc_int_autologia6

La lista de equipo es abundante, destaca principalmente una enorme pantalla táctil de 8 pulgadas que hace uso del sistema Sync3, con su debido look and feel de lujo, con su tradicional buena respuesta, sumada al excelente sistema de sonido de 10 bocinas firmado por THX en el apartado multimedia.

También contamoc con un climatizador automático, con asientos calefactables y ventilados, iluminación ambiental y de bienvenida, techo panorámico, apertura eléctrica de la cajuela y múltiples entadas tipo USB y una tipo casero para las plazas traseras, entre otras amenidades.

lincoln_mkc_ext_autologia9

Debajo del cofre tenemos al efectivo motor de 4 cilindros turbocargado de 2.3 litros que entrega 285 hp y 305 l-pie de torque disponibles que manda toda la fuerza a las 4 ruedas, mediante una caja automática de 6 relaciones.

El empuje del propulsor puede ser calificado de explosivo una vez que se alcanzan los regímenes más altos del tacómetro. Mientras que la caja realiza los cambios de manera efectiva.

lincoln_mkc_ext_autologia5

Durante nuestras pruebas, fue capaz de lograr la aceleración de 0 a 100 km/h en XX segundos, mientras que el sistema de frenos actúa de manera correcta para poder detener a la SUV en tan sólo XXm circulando desde los 100 km/h.

Sin embargo, este maravilloso comportamiento del motor tiene como consecuencia un alto consumo si lo explotamos constantemente, de XX km/L.

lincoln_mkc_ext_autologia

La calidad de marcha es muy buena, logrando filtrar las imperfecciones del camino, gracias al sistema Lincoln Drive Control que ajusta los parámetros de la suspensión que puede ajustarse cada 2 milisegundos para prevenir sobresaltos en la marcha.

A todo esto se suma a la eficaz insonorización activa del habitáculo para entregar una experiencia de manejo muy acorde a lo esperado en un vehículo de la marca, pero con el suficiente poder para mantener buenos ritmos en carretera o poder realizar rebases e incorporaciones sin problema alguno.

lincoln_mkc_ext_autologia12

Por otro lado, la protección a bordo está asegurada con todo el paquete de seguridad activa como los frenos ABS con EBD, Control de estabilidad y tracción y 8 bolsas de aire.

A lo que se suma una serie de asistencias a la conducción que incluyen el control crucero adaptativo, asistente de mantenimiento de carril, sensores de proximidad delanteros y trasero, asistencia de pre-colisión con detección de peatones, cámara de reversa y asistente de estacionamiento automático.

lincoln_mkc_int_autologia2

Con toda esta lista de amenidades y el desempeño del tren motriz, la Lincoln MKC se presenta como una opción muy interesante dentro del segmento de las SUVs compactas Premium, que ha crecido bastante en los últimos años y cada vez presenta productos más completos e interesantes.

Incluso al final de su ciclo de vida y en espera de una nueva generación, la MKC, es realmente una muy buena opción de compra si lo que se busca es un vehículo con equipamiento de seguridad y tecnología completo, por un precio relativamente bajo si la comparamos con sus rivales directas como la Acura RDX, Buick Envision o Infiniti QX50.

Ahora lee

>> Primer contacto: Cadillac XT4 2019, una propuesta premium convincente

>> Foto espía: El reemplazo del Lincoln MKC ya está en camino

>> Nueva York 2018: Lincoln Aviator 2020, el auto que pedían a gritos

Anterior Noticia Siguiente Noticia