Salón de Detroit 2017: Estos son los aspirantes a ganar los premios de mejor auto, pickup y deportivo utilitario en Norteamérica

El Salón de Detroit ya está a la vuelta de la esquina y, como cada año, se anunciarán los ganadores a mejor auto, pickup y SUV. Para esta edición, se agregó una nueva categoría, ya que anteriormente eran únicamente dos, auto y camioneta, en este último se incluían SUVs, camiones y pickups de trabajo. A partir de 2017, se entregarán dos premios por separado, pickup de trabajo y deportivo utilitario en lugar de englobarlos en el mismo segmento, además del auto como venía ocurriendo en las anteriores ediciones.

La regla para que un vehículo pueda ser elegido como el mejor en su categoría por el panel de 60 expertos canadienses y estadounidenses es que tuvo que haberse puesto a la venta en los 12 meses anteriores a la nominación.

Auto del año

En la primera categoría, pelean por el título en Detroit los Volvo S90, Chevrolet Bolt y el sedán Premium Genesis G90 de la subsidiaria Premium de Hyundai. A pesar de que los dos últimos no han llegado a México aún, ya están disponibles en el resto del continente, por eso fueron elegidos como finalistas.

Chevrolet Bolt – Eléctrico accesible con una carrocería que le otorga un nivel de utilidad superior al de otros eléctricos existentes. Sorprende la autonomía entre reconexiones, de más de 300 kilómetros, número superior al de su principal rival, el Nissan Leaf.

Genesis G90 – Es el auto encargado de lanzar la nueva marca Premium coreana, y de demostrarle al mundo que el lujo no tiene nacionalidad. Peleará en el segmento de BMW Serie 7, Mercedes-Benz Clase S y Audi A8.

Volvo S90 – Es el representante de Volvo en el segmento de los grandes sedanes de lujo y busca con simplicidad y sencillez escandinava meter a la marca europea de lleno en la pelea de autos de lujo.

Deportivo utilitario del año

En esta categoría encontramos al Jaguar F-Pace, Mazda CX-9 y Chrysler Pacifica. Con enfoques y mercados distintos, los tres representan una apuesta solida de sus respectivas marcas y cuentan con méritos suficientes para llevarse a casa el galardón.

Chrysler Pacifica – Es la evolución de la minivan original, hizo su arribo a tierras aztecas hace unas semanas con argumentos suficientes para justificar su precio y darle pelea a Toyota Sienna y Honda Odyssey.

Jaguar F-Pace – Es el primer SUV en la historia de la marca felina y busca, con calidad y buen manejo, hacerle frente a los mejores del mercado, hablamos de autos como Porsche Macan, Audi Q5 y Mercedes-Benz GLC.

Mazda CX-9 – La nueva apuesta de Mazda en el segmento de los crossovers grandes con tecnología SkyActiv y la filosofía de diseño Kodo. Bajo el cofre, equipa el único motor turbocargado de cuatro cilindros del segmento, con la potencia necesaria para moverla con sus 7 pasajeros sin sacrificar los consumos de combustible. A penas llegó a México, pero ya se posicionó como una de las más balanceadas en su categoría.

Pickup del Año

Compiten por la corona la Ford Serie F Super Duty, Honda Ridgeline y Nissan Titan. Tres pickups con focos diferentes que se lanzaron recientemente. La Serie F es uno de los vehículos de carga más populares en nuestro vecino país del norte, mientras que Honda Ridgeline y Nissan Titan aparecen como las retadoras.

Ford Serie F Super Duty –La preferida para llevar grandes cargas de un punto a otro. Cuenta con una construcción en aluminio que la hace más ligera y eficiente.

Honda Ridgeline Un pickup basado en un chasis de monocasco en lugar del tradicional con largueros. También cambia los motores V8 que dan vida a muchos de sus rivales por un eficiente V6 de 3.5 litros que comparte con el Accord y la Pilot. La pickup recreativa y familiar.

Nissan Titan – Llega su segunda generación con motores V8 de gasolina o turbodiésel y busca pelear sin complejos con las líderes del mercado, entre ellas, la Ford F-150, Chevrolet Silverado y RAM 1500.