Nissan E-Power, propuesta eléctrica combinada con la gasolina

Nissan presenta una evolución en su layout de movilidad electrificada, que denomina e-POWER, que combina un motor eléctrico, un paquete de baterías y un motor de gasolina que cumple la función de recargar al paquete de baterías. El principio que tiene el Chevrolet Volt, por ejemplo y algunos otros modelos en el mercado.

A diferencia de las otras marcas, Nissan asegura que este sistema funciona con un layout combinado de menores dimensiones, es decir, un motor eléctrico más pequeño y un paquete de baterías también más pequeño que el del Nissan Leaf; por ello es que asegura que puede incluirlo por primera vez en un modelo compacto como el Note.

Al mismo tiempo la marca lo clasifica como un híbrido y no como un eléctrico de rango extendido como lo es el Volt. Y, lo más interesante, es que no se conecta a la luz para recargarse, toda la energía viene provista del motor de gasolina. Se requiere de un paquete de baterías y un inversor de corriente muy efectivos. Aunque parezca poca cosa, es resultado de todo estos años de experiencia con el Leaf.

Este paso, digamos lateral, por no decir hacia atrás, parece prometer consumos similares a los híbridos (esperemos que se refieran a los plug in) y un desempeño como de cualquier eléctrico. No hay datos de autonomía ni consumos por el momento, pero lo cierto es que se requiere de un motor de gasolina más pequeño y de menor esfuerzo. Por ejemplo en el Volt se consiguen consumos fácilmente de 20 km/l.

Si nos preguntan parece que esta podría ser la solución para resolver los problemas de infraestructura a los que se enfrentan los autos eléctricos. Sí, adiós movilidad 100% limpia, pero parece que es una opción  viable para mercados como el nuestro, ahora bien, tampoco hablaron de su precio, clave para la democratización de estas tecnologías.