#FrenteAFrente: Nissan Versa vs Volkswagen Vento, los sedanes más populares en México

Estamos ante uno de los #FrenteAFrente más interesantes ya que estos dos autos que ahora comparamos resultan dos de los automóviles mejor vendidos en nuestro país, con 90,553 unidades vendidas para el sedán nipón y 63,201 para el alemán en el año 2016. El Versa se colocó como el modelo más vendido de México mientras que el Vento terminó en el tercer puesto.

Diseño exterior

Ambos autos llevan líneas que los identifican como coches de sus respectivas marcas, en el caso del Vento se usa un diseño moderno y sobrio que se asemeja a lo que vemos en sedanes de mayor talla de Volkswagen como el Passat y el Jetta. El Versa, por otro lado, hereda estética del Sentra y Altima. Los dos sedanes recibieron un rediseño puramente estético hace poco por lo que no se contempla que haya un cambio generacional para ninguno de los dos en los próximos años, ninguno es en demasía atrevido o extrovertido y apuestan por gustar a la mayoría de los clientes con líneas tradicionales y sensatas.

Interior: acabados y ensambles

Dado que estamos ante dos autos económicos en su concepción, ninguno lleva materiales suaves al tacto, por el contrario ambos utilizan materiales rígidos, aunque no por eso son malos, sino que cumplen con su objetivo de ser autos utilitarios. Eso sí, los ensambles son muy buenos y les dan a ambos una sensación de solidez muy apreciada por los clientes potenciales. Es fácil darse cuenta por qué estos autos son los más vendidos en tierras aztecas cada mes.

En el volumen en cajuela y en el interior se encuentran muy igualados y apenas 5 litros los separan en el primer ámbito, con 460 para el Versa y 455 para el Vento por lo que estos dos son una elección interesante e inteligente para las familias que necesitan un sedán espacioso y seguro para trayectos en autopista con una capacidad de carga correcta y suficiente para la mayoría.

Equipamiento, conectividad y seguridad

Si evaluamos las propuestas notaremos que son muy similares en todo aspecto, aunque hay un diferenciador que le otorga la ventaja al Versa ya que las versiones tope montan pantalla táctil con navegador y cámara de visión trasera mientras que en el Vento este atributo no se ofrece en ninguna de las versiones, sólo la pantalla táctil para acceder al sistema de sonido del auto.

Por lo demás, se parecen mucho, ambos montan doble airbag y frenos antibloqueo de serie y pueden incorporar rines de aluminio, sistema de sonido con Bluetooth, faros antiniebla, aire acondicionado y equipo eléctrico. Una ventaja más para el nipón, todas las versiones cuentan con acceso y arranque sin llave, mientras que el alemán no lo ofrece.

Precios y Versiones

VERSA (MT|AT):

Drive – $179,500|$195,200

Sense – $210,200|$226,900

Advance – $227,200|$244,200

Exclusive Navi – ND|$259,900

VENTO (MT|AT):

Startline – $199,990|$219,990

Comfortline – $221,900|$241,990

Comfortline TDI – $251,990|271,990

Highline – $246,990|$266,990

Motores y transmisiones: eficacia y eficiencia en su máxima expresión

En cuanto a los trenes motores de ambos, los dos son motivados por motores de cuatro cilindros y 1.6L que tienen como principal objetivo moverlos con soltura en la ciudad y, sin hacerlos cohetes de bolsillo, motivarlos en autopista para adelantamientos. Cuando comparamos las transmisiones disponibles es cuando podemos notar que el Vento lleva la ventaja ya que, aunque ambos utilizan manuales de 5 cambios, el Vento se puede adquirir con una automática Tiptronic de 6 escalones con modo manual mientras que el Versa echa mano de una automática convencional de 4.

Ya tuvimos oportunidad de probar ambos en autopista y la diferencia en consumos y desempeño atribuible a la transmisión es real y palpable ya que rodando a 110km/h el Vento va menos revolucionado y permite colocar al motor en su punto óptimo de entrega de potencia con mayor facilidad para hacer adelantamientos. Desearíamos que el Versa se ofertara con la CVT, como su hermano hatchback, el Note.

Otra ventaja del Vento respecto al Versa es que se ofrecen versiones TDI con consumos que superan los 20km/L en autopista y con mucho torque (184lb-ft desde poco más de 1,000rpm).

Motor

VERSA – L4 1.6L 106hp @5,600rpm y 105lb-ft @4,000rpm

VENTO – L4 1.6L 105hp @5,250rpm y 112lb-ft @3,750rpm

VENTO TDI – L4 1.5TDI 105hp @4,400rpm y 184lb-ft @1,500-2,500rpm

Consumo estimado km/L (MT|AT):

VERSA – 17.7|17.4

VENTO – 19.0|18.7

VENTO TDI – 24.8

Emisiones CO2 g/km (MT|AT):

VERSA – 167|170

VENTO – 164|166

VENTO TDI – 144

Y bien, ¿cuál es mejor?

No es una pregunta sencilla, en lo absoluto, por un lado, valoramos la oferta de conectividad y tecnológica del Versa de forma muy positiva, aunque esta ventaja se limita principalmente a las versiones tope ya que son estas las que montan la pantalla táctil con sistema de navegación, pero las versiones de entrada llevan el mismo equipo que Vento.

Por su parte, la ventaja principal del Vento es el tren motor con su transmisión más avanzada que, como vemos en la ficha técnica, devuelve consumos mejores en un 10-12% pero esta ventaja aplica para toda la gama y no solo para las más equipadas porque son todas las versiones las que montan una mejor transmisión que el Versa.

En general, y para la mayoría de los clientes, el Vento resultará un automóvil más redondo ya que si bien en ciudad las sensaciones son similares a las del Versa, en carretera el chasis del Vento se percibe mejor logrado y da mayor seguridad, aparte de que, volvemos a hacer énfasis en que un detalle que podría parecer pequeño, como lo es la transmisión automática (que es la que, por confort, muchos de los clientes prefieren en ambos autos), hace una gran diferencia en desempeño y eficiencia de combustible.

Por eso y por la versión ultra-eficiente TDI declaramos al Volkswagen Vento como el ganador de esta comparativa y no es que el Versa sea un mal auto, no lo es y sus números lo avalan, pero una manita de gato en el apartado mecánico le vendría muy bien.