#FrenteAFrente: Ford Focus vs Mazda3, dos compactos versátiles y de buen manejo

En algún momento de su historia, el Mazda3 compartió una cantidad considerable de componentes mecánicos con el Ford Focus. La primera y segunda generación del Mazda3 compartía la plataforma con el Ford Focus que llegó a México desde Europa, y que se comercializó entre los años de 2007 y 2011. Con la llegada de la tercera generación del Focus en el año 2012 eso cambió, y más adelante Mazda tomó su propio camino con la llegada del más reciente Mazda3, en el año 2014.

Ahora mismo estos dos compactos no comparten absolutamente nada, plataformas, motores y transmisiones son exclusivas de cada marca. Lo que permanece en ambos autos es el buen manejo, con puestas a punto más hacia el lado dinámico que hacia el confort. Mazda3 recibió un cambio de media vida para 2017, mientras que el Focus se actualizó en 2015, y la nueva generación, que será fabricada en Hermosillo, llegará en los próximos meses.

Otra similitud evidente que aparece entre estos dos autos es que ambos pueden elegirse con carrocerías sedán de 4 puertas o bien, un hatchback de 5 con foco juvenil para mayor flexibilidad.

Ford Focus

El Focus llega a México desde Estados Unidos y esta tercera generación es la primera que se desarrolló como un auto global, con diferentes motores para satisfacer las necesidades de diversos mercados alrededor del mundo. El rediseño que tuvo hace un par de años trajo el nuevo frente característico de la marca con la parrilla hexagonal y faros delgados para un aspecto más actual.

En todas las versiones, excepto en las deportivas ST y RS, está motivado por un motor aspirado de 2.0 litros que entrega 160 caballos de fuerza y 146 lb-pie de torque. Este bloque cuenta con inyección directa para optimizar los consumos y se acopla a transmisiones manuales de 5 cambios o automáticas robotizadas de 6 velocidades.

Todas las versiones, desde las S de entrada hasta la Titanium, incorporan 7 bolsas de aire, anclajes para sillas de bebé y control electrónico de estabilidad, cosa que se agradece profundamente. Las versiones SE y SE Luxury son las únicas que pueden elegirse tanto con la carrocería hatchback como con el sedán, dejando a las S y Titanium exclusivamente con una carrocería sedán.

¿Por qué Focus?

+ Completo equipo de seguridad en todas las versiones

+ Sistema de info-entretenimiento

+ Diseño actual

+ Precio de entrada más bajo

Mazda3

El Mazda3 recibió su actualización hace unos meses, para los autos modelo 2017. Esta no resultó únicamente estética, sino que agrego una nueva consola con freno de mano electrónico para liberar espacio en la consola central y el estupendo sistema G-Vectoring Control, que hace el manejo más directo limitando la entrega de torque a las ruedas delanteras en la entrada a una curva.

La gama de motores incluye dos opciones, los i de entrada equipan un bloque de 2.0 litros de la familia SkyActiv con inyección directa y 155 hp mientras que las versiones i Touring, s y s Grand Touring echan mano del propulsor de 2.5 litros con 188 caballos de fuerza. Ambos motores se pueden acoplar a cajas manuales o automáticas de 6 relaciones, pero es el motor de 2.5 litros el que convierte al Mazda3 en el auto más capaz del segmento. Las sensaciones que nos transmite tras el volante lo hacen uno de los autos más balanceados de su categoría.

Las versiones i solo pueden elegirse con carrocería sedan, mientras que las demás pueden ordenarse indistintamente con cualquiera de las dos. Extrañamos las bolsas de aire laterales y de tipo cortina en los Mazda3 i, habiendo que escalar a las versiones más equipadas para encontrar estos atributos.

¿Por qué Mazda3?

+ Sensaciones de manejo

+ Motor 2.5 litros

+ Calidad percibida

+ G-Vectoring Control

+ Consumos de combustible

Conclusión

Después de hacer el análisis, nos encontramos ante dos autos competitivos en el segmento, dos de los mejores a la venta en México actualmente. Es importante mencionar lo mucho que ha avanzado esta categoría en los últimos años que pasó de ofrecer autos cumplidores a autos verdaderamente redondos en todo aspecto, como sucede con estos dos ejemplares.

El ganador de este #FrenteAFrente es el Mazda3, no solamente por ser superior al Focus en áreas importantes como lo son el manejo y la calidad de materiales, sino por colocarse como el mejor de su categoría. El Focus es un auto completo, pero el Mazda3 lo es aún más.

El Focus es un auto redondo, y nos gustaría que el Mazda3 contara con el mismo equipamiento de seguridad en las versiones básicas, pero a nuestro juicio, los atributos mecánicos del Mazda3 terminan pesando más, adicionalmente, el resto de las versiones sí incluyen las 6 bolsas de aire.

A eso debemos sumarle que las versiones s y s Grand Touring del Mazda3 quedan muy cerca en precio de las versiones comparables del Focus, pero con un motor más refinado que gana potencia sin sacrificar los consumos de combustible.

#FrenteAFrente
Ford Focus Mazda3
Motor: 4 cilindros, 2.0L DI, 160 hp y 146 lb-pie 4 cilindros, 2.0L DI, 155hp y 148 lb-pie
4 cilindros, 2.5L DI, 188 hp y 184 lb-pie
Caja: Manual; 5 velocidades Manual; 6 velocidades
Automática; 6 velocidades Automática; 6 velocidades
Consumo mixto estimado 16.8-17.9 km/L 16.5-19.7 km/L
Versiones y precios:
S: $269,800 i: $276,900
S TA: $283,300 i TA: $286,900
SE: 302,000 i Touring: 306,900
SE TA: $314,800 i Touring TA: 316,900
SE Luxury: $317,400 s: $326,900
SE Luxury TA: $330,200 s TA: $336,900
Titamium TA: $380,800 s Grand Touring TA: $366,900