#EnImágenes: La fábrica de sueños de Bugatti en Molsheim, Francia

La producción en serie del Bugatti Chiron ya toma forma en la planta de la firma en Molsheim. Actualmente, 12 autos ya se encuentran en la línea y se planea que las entregas comiencen en el primer trimestre de 2017. La planta tiene capacidad para producir 70 autos al año y en promedio, un auto tarda 6 meses en salir desde la planta desde que comienza su proceso productivo, son 20 los trabajadores que fabrican este auto a mano, no hay un solo robot dentro del complejo productivo.

Una vez que el auto se termina, el Chiron se somete a las pruebas más exigentes de calidad y especificación, antes de llegar a las manos de su cliente y solo comienza a fabricarse un auto hasta que el cliente lo especifica según sus preferencias.

Proceso artesanal

El proceso de pintura

Calidad, clave del pasado, presente y futuro de la marca

Pruebas finales

Generalmente, el cliente visita la planta varias veces antes de recibir su auto, para hacer una prueba de manejo en un Chiron de demostración y firmar el contrato. Los suertudos dueños de un Chiron, tienen la oportunidad de visitar la planta para ser testigos del ensamblaje final de su auto y si lo desean, pueden trabajar en el durante un día entero.

La planta cuenta con 17 empleados encargados de la logística y 15 más que hacen las verificaciones finales de calidad. Una vez que el auto es entregado, hay una persona especialmente encargada de brindar servicio al cliente y al auto para asegurar que este permanezca en óptimas condiciones durante el periodo de propiedad, es decir, todo el tiempo que el cliente original tenga el auto.