El sucesor del Lamborghini Aventador será propulsado por un V12 híbrido

El próximo modeloinsignia de Lamborghini utilizará un tren motriz electrificado para entregar muchamás potencia

La revolución
eléctrica dentro de la industria automotriz es ya un hecho, e incluso ha
llegado a los modelos de más alto rendimiento, para ser capaces de llegar al
siguiente nivel de prestaciones y en este tenor, Lamborghini pretende utilizar
la receta que se utilizó en La Ferrari, con la utilización del V12 de 6.5
litros de desplazamiento, ahora, con apoyo de un motor eléctrico.

Si bien es cierto, que la utilización de los motores eléctricos permite incrementar tanto la potencia como el torque, también es cierto que las cifras de consumo y emisiones contaminantes también son reducidas de manera significativa, lo cual es crucial en la producción y venta de autos en Europa, con las normativas tan estrictas.

Si tomamos en cuenta que el día de hoy, el modelo Aventador SVJ es capaz de entregar más de 770 hp, únicamente con el motor de combustión aspirado y sin ninguna asistencia híbrida, las capacidades dinámicas del próximo superauto de Lamborghini son realmente prometedoras, gracias a la intervención eléctrica.

Según cuentan los
reportes, el mencionado propulsor eléctrico estaría montado al frente del nuevo
súper deportivo, dejando una expectativa de más de 950 hp y 740 lb-pie de
torque.

Una de las
ventajas de la utilización de los motores eléctricos es la entrega inmediata
del torque, que, junto con la tracción integral también apuntaría para ser
capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en menos de 2 segundos y alcanzando
velocidades de punta por encima de los 350 km/h.

El empleo de las motorizaciones híbridas no está pensado en exclusiva para el próximo modelo que sustituya al Aventador, sino que también estará disponible en la SUV Urus, como un modelo híbrido enchufable y en un hiperauto de producción limitada que según se rumora, podría hacer su aparición este mismo año.

El mencionado modelo de producción limitada estaría siendo desarrollado bajo el nombre código de LB48H, y sería la respuesta de la casa italiana al Bugatti Chiron, con un trabajo aerodinámico muy elaborado y un trabajo de reducción de peso sobresaliente.

Y es en este modelo en donde podríamos ver por primera vez al tren motriz que dará vida al sucesor del Aventador, en el cual no se utilizaría algún tipo de sobrealimentación, en favor del sonido y las reacciones de un V12 atmosférico, asegurando el legado de los Lamborghini.

Por: Diego Briseño

Ahora lee: