El nuevo Volkswagen Golf 8 vuelve a aparecer casi sin camuflaje

Es raro que Volkswagen haya dejado salir que la gran estrella de este año saliera a las calles sin camuflaje cuando faltan tantos meses para su debut, pero parece que este es el diseño final.

No se presenta un nuevo Golf todo el tiempo, y por esa misma razón, cuando sí es momento de conocer a una nueva generación, el auto logra generar un nivel de expectativa que pocos autos consiguen en el público. Después de todo, es uno de los autos más vendidos del mundo y también uno de los más aspiracionales.

El auto será presentado este verano en un evento privado, según reportes, y luego hará su primera aparición en público en el Salón de Frankfurt, que arranca en el mes de septiembre.

Un Golf más grande

Visto desde el perfil, parece que tendrá un incremento de dimensiones considerable y mantiene el robusto pilar C que lo ha caracterizado por décadas, además de que es muy parecido al que vimos en uno de los bocetos oficiales hace unos meses.

El frente tiene un poco de camuflaje, pero parece que los faros y la parrilla son más bajos que en el actual. Las calaveras están cubiertas por calcomanías que no nos dejan apreciarlas totalmente, pero parece que veremos una reinterpretación de lo que ya presentaron otros productos recientes de la firma alemana.

Hace unos meses se filtró información sobre el inicio de la producción en una reunión con más de 120 proveedores, y supimos que los primeros autos comenzarán a rodar de la planta de Wolfsburg en el mes de junio para empezar a llegar a todo el mundo. Así es, será Wolfsburg la encargada de enviar Golfs a todo el planeta, porque la producción en otras plantas cesará, incluida la de Puebla que en su lugar tendrá al nuevo SUV compacto basado en el SEAT Ateca.

Sabemos por declaraciones de ejecutivos de Volkswagen que el nuevo auto es de suma importancia para la marca, tanto que estará al nivel de la nueva familia de vehículos eléctricos basados en la plataforma MEB. Este nuevo auto echa mano de una evolución de la arquitectura modular del Grupo, llamada MQB Evo que reduce el peso en 70 kg, y que también veremos en el próximo SEAT León este mismo año.

Más tecnológico que nunca

El nuevo auto tendrá un foco tecnológico, con un nivel de conectividad que hasta hace no mucho tiempo era exclusivo de los autos de gama alta. Pese al lanzamiento de los nuevos hatchbacks eléctricos, el nuevo Golf seguirá siendo el núcleo de la gama de Volkswagen.

Las mecánicas serán todas turbocargadas de gasolina o diésel, en donde destacarán los nuevos propulsores TDI de 1.5 litros para el viejo continente y la incorporación del TSI Evo de 1.5 litros, con alrededor de 160 hp y tecnologías como el turbo de geometría variable o la desactivación de cilindros.

También habrá híbridos de 48 voltios para apoyar al motor de combustión en entornos urbanos en donde la exigencia de potencia sea baja, reduciendo los consumos de combustible y las emisiones contaminantes. Esta propuesta de hibridación es exclusiva de la gama regular, puesto que el GTI mantendrá un motor de 2.0 litros con hasta 300 hp.

La gama se verá reducida en todo el mundo, alineándose a las versiones más vendidas en lugar de ofrecer infinidad de variantes que puedan terminar confundiendo a muchos compradores.

México lo verá llegar hasta finales del 2020, puesto que la prioridad de este modelo es el mercado europeo, y dentro de la oferta para compra de autos en México es el Volkswagen Jetta el que lleva la responsabilidad como el auto de volumen en el segmento C.

Ahora lee