Análisis de ventas: Todos los números de 2017 en México, los que suben, los que bajan y los posibles motivos

El año 2017 fue inédito para la industria automotriz mexicana, con un arranque incierto por la escalada en el precio del dólar, la subida de poder de Trump con la propuesta de renegociar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte y la cancelación de la planta de Ford en San Luis Potosí. A pesar de eso, en el primer semestre del año, el mercado creció un 2.9 por ciento, que no es poco si consideramos que veníamos de un año récord en 2016.

En el segundo semestre las cosas cambiaron, los sismos en el centro y suroeste del país, y los huracanes en las costas, impactaron a la industria de forma negativa, que vio un retroceso del 1.1 por ciento hasta el acumulado de los primeros nueve meses.

Con todo, hay marcas que lograron nuevos récords de ventas, como es el caso de Toyota que, a pesar del viento en contra, tuvo el mejor año de ventas de la historia.

Entonces, las que suben

Las principales ganadoras en el panorama de ventas de 2017 son marcas con relativamente poca trayectoria en ventas, de hecho, aparecen con el desempeño más positivo Hyundai, Kia y Suzuki. Kia sigue con la dinámica al alza y ya es la séptima marca mejor vendida del país con un crecimiento del 49.2 por ciento y 86,713 unidades, a tan solo 1,482 de Honda y con una propuesta interesante de seguridad, calidad y valor precio, más la garantía de tren motor de 7 años o 150,000 kilómetros. Sigue la otra firma coreana, Hyundai, que de la mano de los nuevos Accent y Grand i10, más el buen desempeño de modelos como Creta y Elantra, crece un 28.2 por ciento y ya se coloca dentro del top 10, superando a SEAT y Renault.

Hay que hablar de Suzuki, que gracias a la introducción de Ignis, pero sobre todo, a la total y atinada renovación del Swift, crece un 26.1 por ciento, colocando 19,255 unidades y quedando en el puesto 13 del ranking de participantes.

Otro ganador que vale la pena mencionar es Peugeot, creciendo un 12.8 por ciento con 8,885 unidades, de la mano de un año movido en el sector producto, introdujeron la nueva 3008, 301 y Expert, y en unos días más seguirán con la estrategia, pues llegarán las nuevas SUVs 2008 y 5008.

1,350 Subaru encontraron hogar este 2017 y con ello, se reporta un crecimiento del 17.7 por ciento respecto a 2016, uno de los más importantes en medio de una total reinvención para la firma nipona en nuestro país.

Salen tablas…

En un mercado que presentó una caída promedio del 4.6 por ciento frente al año anterior, -71,814 unidades menos- mantener números constantes o ligeramente más altos parece también positivo. Este es el caso de marcas como SEAT, Renault, Honda y Toyota, todas ellas con un incremento menor al 1 por ciento, hablando exclusivamente de las marcas generalistas.

En el otro lado de la balanza tenemos a las marcas que cayeron, pero su resbalón fue inferior al promedio de la industria. Aquí aparecen jugadores como Mazda y FCA, con 54,163 y 100,846 unidades respectivamente, presentando deslices del 1.3 y 2.9 por ciento.

En el caso de FCA, se mantiene firme en el quinto puesto con Toyota a menos de 5 unidades por delante, pero con una buena diferencia respecto a Honda, el sexto clasificado. Mazda aparece en noveno puesto, con una diferencia considerable respecto a Ford que se ubica en octavo, pero con Hyundai ya pisándole los talones.

Las que bajan

Curiosamente, las marcas que reportan caídas importantes, mayores al promedio de la industria, son las que tienen más tiempo y tradición en México, lo que puede significar que el cliente mexicano ha buscado nuevas posibilidades más allá de las marcas que ya conoce. Uno de los casos más preocupantes es el de Ford, que cae 17.7 por ciento, la reducción más alta de las marcas generalistas, y se va hasta la octava posición.

El caso de Ford es más preocupante si consideramos que verdaderamente tienen buenos productos en su gama, el Fiesta es una de las formas más accesibles del mercado llevarte a casa 6 bolsas de aire y control de estabilidad en la compra de tu auto nuevo. Por otro lado, Escape participa en uno de los segmentos más importantes con una propuesta muy interesante, entregando acabados de primera, buen equipamiento de seguridad y confort y el motor más potente del segmento por menos de 450,000 pesos.

Lo rescatable de Ford es el Figo, que se mantiene como el superventas de la marca con un incremento del 30.7 por ciento, y la introducción de la nueva EcoSport, la más potente de su categoría por un precio atractivo y completo equipo de seguridad en todas las versiones.

General Motors también tuvo un retroceso, colocando 258,523 unidades, un 16.2 por ciento menos, a pesar de que se mantiene como la segunda en el mercado.

La caída de GM podemos atribuirla a que los productos que normalmente tenían un desempeño sobresaliente en ventas, entre ellos Sonic y Trax, cayeron considerablemente, 45.8 y 27 por ciento, respectivamente. También puede atribuirse a que Aveo tuvo un remplazo generacional y la producción del modelo anterior bajó desde mediados de año, mientras que Equinox, que participa en un segmento de volumen, no ha tenido los resultados deseados, quedando lejos de las líderes, Honda CR-V, Nissan X-Trail y Kia Sportage.

La dinámica debería de cambiar con el lanzamiento de dos productos realmente buenos en el corazón de sus respectivos segmentos: Aveo por un precio de entre 200,000 y 250,000 pesos, correcto equipo de seguridad y mejores cualidades dinámicas y Cavalier, un sedán espacioso del segmento C que se vende por precios del segmento B, arrancando justo en donde termina Aveo, por arriba de los 250,000 pesos, a cambio de un motor no tan potente como sus rivales, pero adecuado para ciudad y autopista y con completo equipo de seguridad.

Nissan se mantiene como la líder del mercado con 364,557 unidades, aunque con un retroceso del 9.1 por ciento, que realmente no es tan importante como el de Ford o General Motors y puede ser atribuido a dos factores. Nissan Tsuru, que se vendía a razón de 50,000 unidades por año, dejó de fabricarse y es probable que no todos los clientes que buscaban un Tsuru se quedaran en Nissan.

También es un hecho que Nissan X-Trail, otra de las banderas de la marca, tuvo un año complicado con la llegada de nuevos competidores con una propuesta más completa. Honda CR-V le robó la corona de ventas del segmento a penas se introdujo en el mes de marzo. Nissan le dio a la X-Trail una renovación de media vida meramente estética en mayo y una versión híbrida en septiembre, pero no fue suficiente ante la llegada de rivales con propuestas mecánicas más modernas y sistemas de conectividad más completos, como Volkswagen Tiguan o la propia Honda CR-V.

Nissan Versa sigue siendo la estrella del mercado con un 5 por ciento de incremento y Kicks, que no tuvo el arranque deseado en 2016, sigue siendo la líder de su segmento. Finalmente, Nissan NP300 tuvo un desempeño sobresaliente, colocando 4 veces más unidades que el año anterior.

Finalmente, Volkswagen tuvo el retroceso menos marcado, colocando 192,704 unidades y quedando como la tercera marca mejor vendida con un amplio margen sobre de la cuarta, aunque también lejos de las más de 250,000 unidades de General Motors en segundo lugar.

Vendió un 6.5 por ciento menos autos que en 2016, aunque comienzan en 2018 con uno de los lanzamientos más importantes por volumen, el nuevo Jetta 2019, más la llegada a corto plazo de los nuevos Polo y Virtus y la aparición de su primer SUV subcompacta, T-Cross, planeada para finales de año o inicios de 2019, compitiendo en un segmento de mucho volumen.

Las Premium mantienen la tendencia de la industria

Las armadoras de autos de lujo se cuecen por aparte, por eso queremos dedicar esta sección. Mercedes-Benz vendió 17,691 unidades, creció un 21.9 por ciento y se convirtió en la nueva líder, distinción que en 2016 ostentó Audi, misma que 15,051 unidades ahora es la tercera con un 1.8 por ciento menos.

BMW creció a ritmo del 6.6 por ciento y colocó 15,580 autos, por arriba de Audi, a pesar de que la marca de los cuatro aros cerró el año con una dinámica muy positiva, creciendo un 21.5 por ciento en el mes de diciembre, frente a BMW que tuvo un retroceso del 13.9 por ciento en el mismo período.

Mini ayudó a BMW con 6,035 unidades para un incremento del 0.1 por ciento y Smart a Mercedes con 20 por ciento de avance y 1,037 unidades. Acura cayó un 2.6 por ciento, pero los retrocesos más drásticos en este sector los tuvieron Infiniti (-10.9%, 1,987 autos), Lincoln (-33.5%, 1,577 autos), Jaguar (-39.8%, 168 unidades) y Land Rover (-43.1%, 483 unidades). Porsche creció un 0.5 por ciento y colocó 1,506 unidades, importante si pensamos en una marca cuyos productos se acercan o superan en todos los casos el millón de pesos.

Marca Ventas 2017 Diferencia vs 2016 Participación de mercado
Nissan 364,557 -9.1% 23.82%
General Motors 258,523 -16.2% 16.89%
Volkswagen 192,704 -6.5% 12.59%
Toyota 105,464 0.5% 6.89%
FCA 100,846 -2.9% 6.59%
Honda 88,195 0.3% 5.76%
Kia 86,713 49.2% 5.67%
Ford 81,698 -17.7% 5.34%
Mazda 54,163 -1.3% 3.54%
Hyundai 46,534 28.2% 3.04%
Renault 30,199 0.9% 1.97%
SEAT 24,681 0.7% 1.61%
Suzuki 19,255 26.1% 1.26%
Mercedes-Benz 17,691 21.9% 1.16%
BMW 15,580 6.6% 1.02%
Audi 15,051 -1.8% 0.98%
Peugeot 8,885 12.8% 0.58%
Mini 6,035 0.1% 0.39%
Acura 2,167 -2.6% 0.14%
Infiniti 1,987 -10.9% 0.13%
Lincoln 1,577 -33.5% 0.10%
Porsche 1,506 0.5% 0.10%
Subaru 1,350 17.7% 0.09%
Smart 1,037 20% 0.07%
Land Rover 483 -43.1% 0.03%
Jaguar 168 -39.8% 0.01%
Total 1,530,317 -4.60%