Análisis Especial: Del Model TT al F-150, Ford cumple 100 años fabricando pick-ups

Se dice fácil, pero 100 años construyendo un concepto que se creó para el mercado norteamericano es un logro que sólo la marca de óvalo puede presumir. Los vehículos han evolucionado brutalmente, pero la esencia de carga sigue siendo la misma.

El primer ejemplar con configuración pick-up fue el Model TT, en 1917, un derivado del Model T que compartía chasis y motor, pero tenía un elemento extra en el eje posterior para cargar aditamentos. El Model TT se vendió a un precio de 600 dólares y logró entregar 209 unidades.

El pick-up nació como una necesidad de tener un espacio para transportar diferentes materiales de trabajo y de distracción. En Estados Unidos vieron una solución en el eje posterior para poder cargar todo tipo de elementos. En 1928, el Model TT fue reemplazado por el Model AA, con un chasis de tonelada y media de peso. Después, en 1933 llegó el Model BB, utilizado para dar vida a ambulancias y vehículos de correos.

Años después, en 1948 nació una denominación que se ha mantenido hasta el día de hoy con un éxito gigantesco en su mercado local. La familia F-Series estaba disponible en siete variantes diferentes en función a la capacidad de carga de cada una (desde la F-1 hasta la F-8).

En 1975 se concretó y apareció por primera vez el F-150, un producto que se encuentra actualmente en el puesto del más vendido en Estados Unidos desde hace unos 40 años. Desde 1977, Ford ha vendido más de 26 millones de unidades de su familia F-Series y actualmente, encontramos muchas variantes del modelo y una construcción completamente nueva respecto a lo que en un principio se planeó.

Hoy, estas pick-ups no sólo funcionan como vehículos de carga, también son utilizadas para los viajes en familia y hasta se han creado versiones especiales a lo largo de los años.

En la actualidad, destacamos a la variante Raptor, que es la preparación más radical que ha tenido un producto de la gama F-Series en la historia. El tren motriz de la Raptor es espectacular en todos los aspectos y la historia de estas pick-ups en el mundo también es sumamente impresionante.