Abarth 695 Rivale, pequeño deportivo con alma de yate

Aunque estos pequeños deportivos no siempre son los más rápidos y radicales, en la mayoría de los casos sí se vuelven los más especiales. Abarth presenta a un 695 que evoca la pasión de todos aquellos fanáticos al mundo náutico.

Este pequeño urbano deportivo estará disponible en versiones coupé y descapotables y, estará terminado en tonalidades Blu Sera Riva y Shark Grey. Como pueden darse cuenta, la influencia marina se nota por todos los frentes de la carrocería y sobre todo, en la parte media del exterior, que evoca la línea de flotación de un barco.

Para incrementar el corte lujoso, FIAT agrega terminados en cromo y un emblema con la denominación “695 Rivale” y rines de diseño específico que a nuestro parecer, combinan muy bien con los terminados de la carrocería.

Sorpresas debajo de lo visual

Si bien es cierto que el diseño exterior y los remates de la marca italiana sorprenden en el exterior, el corazón mecánico de este pequeño es el que realmente nos puso a pensar en su desempeño y sensaciones al volante.

El Rivale está impulsado por un motor de 1.4 litros turboalimentado con 180 HP, que podrían sonar pocos, pero si pensamos en el contenido peso y en las reducidas dimensiones de este pequeño, nos encontramos con que es potencia suficiente para hacernos sonreír en todo momento. El escape sigue estando firmado por Akrapovic, mientras que los frenos están desarrollados por el especialista Brembo y la suspensión corre a cargo de Koni.

El diseño de este auto se inspira en el Open Riva 56 Rivale, uno de los yates más adelantes allá afuera. Según los responsables, esta edición especial se replicará en 175 unidades en carrocería coupé y 175 ejemplares en configuración descapotable.